top

Red DE OCIO Y LITERATURA »

  Canciones
  Humor
  Más Poemas
  Poemas amor
  Chistes
  Fútbol
  Examen de Conducir
  Películas

Poemas de FEDERICO GARCÍA LORCA

FEDERICO GARCÍA LORCA
Federico García Lorca (1898-1936). 1. INTRODUCCIÓN Poeta y dramaturgo español; es el escritor de esta nacionalidad más famoso del siglo XX y uno de sus artistas supremos. Su asesinato durante los primeros días de la Guerra Civil española hizo de él una víctima especialmente notable del franquismo, lo que contribuyó a que se conociera su obra. Sin embargo, sesenta años después del crimen, su valoración y su prestigio universal permanecen inalterados. Nació en Fuente Vaqueros (Granada), en el seno de una familia de posición económica desahogada. Estudió bachillerato y música en su ciudad natal y, entre 1919 y 1928, vivió en la Residencia de Estudiantes, de Madrid, un centro importante de intercambios culturales donde se hizo amigo del pintor Salvador Dalí, del cineasta Luis Buñuel y del también poeta Rafael Alberti, entre otros, a quienes cautivó con sus múltiples talentos. Viajó a Nueva York y Cuba en 1929-30. Volvió a España y escribió obras teatrales que le hicieron muy famoso. Fue director del teatro universitario La Barraca, conferenciante, compositor de canciones y tuvo mucho éxito en Argentina y Uruguay, países a los que viajó en 1933-34. Sus posiciones antifascistas y su fama le convirtieron en una víctima fatal de la Guerra Civil española, en Granada, donde le fusilaron. 2. OBRA POÉTICA Sus primeros poemas quedaron recogidos en Libro de poemas, de 1921, una antología que tiene grandes logros. En 1922 organizó con el compositor Manuel de Falla, el primer festival de cante jondo (véase Flamenco), y ese mismo año escribió precisamente el Poema del cante jondo, aunque no lo publicaría hasta 1931. El Primer romancero gitano, de 1928, es un ejemplo genial de poesía compuesta a partir de materiales populares, y ofrece una Andalucía de carácter mítico por medio de unas metáforas deslumbrantes y unos símbolos como la luna, los colores, los caballos, el agua, o los peces, destinados a transmitir sensaciones donde el amor y la muerte destacan con fuerza. Tras los Poemas en prosa, escribió en Nueva York un gran ciclo profético y metafísico en el que el autor apuesta por los oprimidos, sin dejar de sacar a relucir sus obsesiones íntimas. El ciclo iba a constar de dos libros, Poeta en Nueva York, escrito entre 1929 y 1930, pero que no se publicó hasta 1940, y Tierra y Luna, del que algunos poemas fueron incluidos en Diván del Tamarit, concluido en 1934, aunque también se publicó póstumamente. Calificados muchas veces de surrealistas, los poemas de esa obra clave de García Lorca que es Poeta en Nueva York, expresan el horror ante la falta de raíces naturales, la ausencia de una mitología unificadora o de un sueño colectivo que den sentido a una sociedad impersonal, violenta y desgarrada. Por su parte, los incompletos Sonetos del amor oscuro, escritos durante una temporada en Nueva Inglaterra (Estados Unidos), expresan una desesperación más personal y constituyen unas muestras admirables de erotismo, que sólo recientemente han sido dadas a conocer. Otro importante poema de Lorca, dentro de la línea del neopopulismo, es el Llanto por Ignacio Sánchez Mejías, de 1935, una elegía compuesta al morir ese torero intelectual, amigo de muchos de los poetas de la generación de Lorca. Mientras que los Seis poemas galegos, del mismo año, consiguen trascender las referencias populares evidentes. 3. TEATRO El teatro de Lorca es, junto al de Valle-Inclán, el más importante escrito en castellano durante el siglo XX. Se trata de un teatro de una gama muy variada con símbolos o personajes fantásticos como la muerte y la Luna, lírico, en ocasiones, con un sentido profundo de las fuerzas de la naturaleza y de la vida. Entre sus farsas, escritas de 1921 a 1928, destacan Tragicomedia de don Cristóbal y Retablillo de don Cristóbal, piezas de guiñol, y sobre todo La zapatera prodigiosa, una obra de ambiente andaluz que enfrenta realidad e imaginación. También pertenece a la categoría de farsa Amor de don Perlimplín con Belisa en su jardín. De 1930 y 1931 son los dramas calificados como “irrepresentables”, El público y Así que pasen cinco años, obras complejas con influencia del psicoanálisis, que ponen en escena el mismo hecho teatral, la revolución y la homosexualidad, a partir de un complejo sistema de correspondencias. Dos tragedias rurales son Bodas de sangre, de 1933, y Yerma, de 1934, donde se aúnan mitología, mundos poéticos y realidad. En Doña Rosita la soltera, de 1935, aborda el problema de la solterona española, algo que también aparece en La casa de Bernarda Alba, concluida en junio de 1936, y que la crítica suele considerar la obra fundamental de Lorca. Al comienzo de su carrera también había escrito dos dramas modernistas, El maleficio de la mariposa (1920) y Mariana Pineda (1927). El mundo de García Lorca supone una capacidad creativa, poder de síntesis y facultad natural para captar, expresar y combinar la mayor suma de resonancias poéticas, sin esfuerzo aparente, y llegar a la perfección, no como resultado de una técnica conseguida con esfuerzo, sino casi de golpe. La variedad de formas y tonalidad resulta deslumbrante, con el amor, presentado en un sentido cósmico y pansexualista, la esterilidad, la infancia y la muerte como motivos fundamentales.

cielo vivo
 
 
Yo no podré quejarme si no encontré lo que buscaba. Cerca de las piedr......
el canto de la miel
 
 
La miel es la palabra de Cristo, el oro derretido de su amor. El ......
el rey de harlem
 
 
Con una cuchara arrancaba los ojos a los cocodrilos y golpeaba el tras......
paisaje de la multitud que vomita (anochecer en coney island)
 
 
La mujer gorda venía delante arrancando las raíces y mojando el pergam......
veleta
 
 
Viento del Sur, moreno, ardiente, llegas sobre mi carne......
muerte de antoñito el camborio
 
 
Voces de muerte sonaron cerca del Guadalquivir. Voces antiguas que cer......
remanso, canción final
 
 
Ya viene la noche. Golpean rayos de luna sobre el yunque de la tarde.......
gacela del amor imprevisto
 
 
Nadie comprendía el perfume de la oscura magnolia de tu vientre. Nadie......
soneto gongorino en que el poeta manda a su amor una paloma
 
 
Este pichón del Turia que te mando, de dulces ojos y de blanca pluma, ......
el presentimiento
 
 
El presentimiento es la sonda del alma en el misterio. Nari......
canción oriental
 
 
Es la granada olorosa un cielo cristalizado. (Cada grano es una es......
canción china en europa
 
 
A mi ahijada Isabel Clara A mi ahijada Isabel Clara La señorita......
pajarita de papel
 
 
¡Oh pajarita de papel! águila de los niños. Con las plumas ......
balada de un día de julio
 
 
Esquilones de plata llevan los bueyes. -¿Dónde vas, niña mía, de ......
se ha puesto el sol
 
 
Se ha puesto el sol. Los árboles meditan como estatuas. Ya está e......
el poeta pide a su amor que le escriba
 
 
Amor de mis entrañas, viva muerte, en vano espero tu palabra escrita y......
mañana
 
 
Y la canción del agua es una cosa eterna. Es la savia entrañable ......
in memoriam
 
 
Dulce chopo, dulce chopo, te has puesto de oro. Ayer esta......
los encuentros de un caracol aventurero
 
 
Hay dulzura infantil en la mañana quieta. Los árboles extiende......
romance de la pena negra
 
 
A José Navarro Pardo Las piquetas de los gallos cavan buscando la aur......
yerma (iii)
 
 
POEMA TRÁGICO EN TRES ACTOS Y SEIS CUADROS ACTO TERCERO CUADRO PRIME......
intermedio
 
 
Aquellos ojos míos de mil novecientos diez no vieron enterrar a los mu......
patio húmedo
 
 
Las arañas iban por los laureles. La casualidad se va tornando e......
tarde
 
 
Tarde lluviósa en gris cansado, y sigue el caminar. Los árboles m......
balada interior
 
 
El corazón que tenía en la escuela donde estuvo pintada la cartill......
gacela del mercado matutino
 
 
Por el arco de Elvira quiero verte pasar, para saber tu nombre y poner......
cuerpo presente
 
 
La piedra es una frente donde los sueños gimen sin tener agua curva ni......
la aurora
 
 
La aurora de Nueva York tiene cuatro columnas de cieno y un huracán de......
el poeta habla por teléfono con el amor
 
 
Tu voz regó la duna de mi pecho en la dulce cabina de madera. Por el s......
Continúe en Poemas de RAFAEL DE LEÓN »»»

Esta es la página 4 de un total de 4     «« Anterior