top

Red DE OCIO Y LITERATURA »

  Canciones
  Humor
  Más Poemas
  Poemas amor
  Chistes
  Fútbol
  Examen de Conducir
  Películas

Poemas de JOSÉ CORONEL URTECHO

JOSÉ CORONEL URTECHO
José Coronel Urtecho (1906-1994). Poeta y prosista nicaragüense Nació el 28 de febrero de 1906 en Granada. Cursó estudios en el colegio de los jesuitas de Granada. Participó activamente en la fundación de la revista Centro-América, publicada por los alumnos del colegio, que preconiza de alguna forma su futura acción editorial. En sus páginas publicó, entre los años 1920-25 sus primeras composiciones literarias. Se trasladó a San Francisco (Estados Unidos) donde se licencia en Filosofía y Letras. Vivió en San Francisco (California) hasta 1927. En esta país se daría a conocer como escritor con "Panorama y antología de la nueva poesía norteamericana". En 1927 José Coronel Urtecho regresó de los Estados Unidos y empezó a publicar artículos y poemas en El Diario Nicaragüense de Granada, dirigido por Pedro Joaquín Cuadra Chamorro, destacándose pronto por la originalidad de su pensamiento y su visión de la historia y la literatura nicaragüense. Algún tiempo después ejerció de profesor y político. Falleció el 18 de marzo de 1994 en Managua. Obras: "Rápido tránsito" )1959), "Antología de la poesía norteamericana" (1963), "Chinfonía burguesa" (1957), "Los parques", "Polvos de arroz", "Narciso", etc.

irrevocablemente
 
 
Por donde quiera que escrudriña la mirada, sólo encuentra los pálidos ......
la cazadora
 
 
Mi señora, tan luego se levanta va a cazar un venado matutino, sin mie......
no volvera el pasado
 
 
Ya todo es de otro modo Todo de otra manera Ni siquiera lo que era es ......
nihil novum
 
 
No busques nada nuevo, ¡oh mi canción!; nada hay oculto bajo el rascac......
idilio en cuatro endechas
 
 
I De nuevo. Sí De nuevo siento que voy, que llevo. En el tren, en los ......
dos canciones de amor para el otoño
 
 
I Cuando ya nada pido y casi nada espero y apenas puedo nada es cuando......
ausencia de la esposa
 
 
Todo es tranquilidad en tu presencia. Contiguo el mundo entero es nues......
credo
 
 
Gracias porque abro los ojos y veo la salida del sol, el cielo, el río......
oda a rubén darío (ii) (acompañamiento de tambores)
 
 
He tenido una reyerta con el ladrón de tus corbatas (yo mismo cuando i......
hipótesis de tu cuerpo
 
 
I Se que no me creeran como a espejo sin fondo que el movimiento clava......
nota en un libro de historia
 
 
Mientras hojeo historiadores y toma notas un pajarito canta entre las ......
dos canciones
 
 
I Cuando ya nada pido y casi nada espero y apenas puedo nada es cuando......
canción de amor para el otoño
 
 
I Cuando ya nada pido Y casi nada espero Y apenas puedo nada Es cuanto......
febrero en la azucena
 
 
Ya está seco el camino del río al valle y secos los senderos. Ya el rí......
a un roble tarde florecido
 
 
Un desmedrado roble sin verdor que seco ayer a todos parecía, hijo del......
soneto para invitar a maría a volver de san francisco del río
 
 
Si mi vida no es mía, sino tuya, y tu vida no es tuya, sino mía, separ......
pequeña oda a tío coyote
 
 
¡Salud a tío Coyote, el animal Quijote! Porque era inofensivo, lejos d......
la gran plegaria
 
 
El tiempo es hambre y el espacio es frío orad, orad, que sólo la plega......
escrito en la corteza de una ceiba
 
 
Esta ceiba que da sombra a mi casa es propiamente heráldica. Sería el ......
lo dicho, dicho
 
 
Si amarga el dedo sed para mi labio sufro al tocar tu frío como amigo ......
cantada
 
 
Por ti me he vuelto sincero como en la guerra el guerrero y en la mar ......
Continúe en Poemas de CÉSAR VALLEJO »»»

Esta es la página 1 de un total de 1