top

Red DE OCIO Y LITERATURA »

  Canciones
  Humor
  Más Poemas
  Poemas amor
  Chistes
  Fútbol
  Examen de Conducir
  Películas

Poemas de LUIS CERNUDA

LUIS CERNUDA
Luis Cernuda (1902-1963). Poeta español, uno de los más destacados de la generación del 27. Nació en Sevilla, hijo de un padre militar, y se educó en un ambiente de rígidos e intransigentes principios. Empezó a estudiar Derecho en la Universidad de Sevilla y allí conoció a Pedro Salinas, que fue su profesor. En los años veinte se traslada a Madrid, donde entra en contacto con los ambientes literarios de lo que luego se llamará Generación del 27. Pasa un año como lector de español en la Universidad de Toulouse. Al proclamarse la República, la recibe con ilusión, y siempre se mostrará dispuesto a colaborar con todo lo que fuera buscar una España más tolerante, liberal y culta. Durante la Guerra Civil participó en el II Congreso de Intelectuales Antifascistas de Valencia, y en 1938 fue a dar unas conferencias a Inglaterra, de donde ya no regresó a España, iniciando un triste exilio: Inglaterra, Escocia y, desde 1952, México. Su primera obra, Perfil del aire (1927), estaba en la línea de la poesía pura. De su estancia en Francia surgió Un río, un amor (1929), influido por el surrealismo. Donde habite el olvido (1934) es un libro desgarrador por la sinceridad con la que aborda el fracaso amoroso. Desde 1936 agrupa toda la poesía que va produciendo bajo el título La realidad y el deseo, al que va añadiendo poemas. En el exilio publicó Las nubes (1940), Con las horas contadas (1950-1956) y Desolación de la quimera (1962). También escribió interesantes ensayos literarios y colaboró en revistas y periódicos mexicanos como Excélsior o Novedades. Murió en la ciudad de México.

qué más da
 
 
Qué más da el sol que se pone o el sol que se levanta, la luna que nac......
telarañas cuelgan de la razón
 
 
Telarañas cuelgan de la razón En un paisaje de ceniza absorta; Ha pasa......
quisiera saber por qué esta muerte
 
 
Quisiera saber por qué esta muerte al verte, adolescente rumoroso, mar......
no es el amor quien muere
 
 
No es el amor quien muere, Somos nosotros mismos. Inocencia primera Ab......
drama o puerta cerrada
 
 
La juventud sin escolta de nubes, Los muros, voluntad de tempestades, ......
lázaro
 
 
Era de madrugada. Después de retirada la piedra con trabajo, Porque no......
escondido en los muros
 
 
Escondido en los muros este jardín me brinda sus ramas y sus aguas de ......
cementerio en la ciudad
 
 
Tras de la reja abierta entre los muros, La tierra negra sin árboles n......
remordimiento en traje de noche
 
 
Un hombre gris avanza por la calle de niebla; No lo sospecha nadie. Es......
epílogo
 
 
Playa de la Roqueta: sobre la piedra, contra la nube, entre los aires ......
tristeza del recuerdo
 
 
Por las esquinas vagas de los sueños, alta la madrugada, fue conmigo t......
a larra, con unas violetas
 
 
Aún se queja su alma vagamente, El oscuro vacío de su vida. Más no pue......
a un poeta futuro
 
 
No conozco a los hombres. Años llevo De buscarles y huirles sin remedi......
dejadme solo
 
 
Una verdad es color de ceniza, otra verdad es color de planeta; mas to......
qué ruido tan triste
 
 
Qué ruido tan triste el que hacen dos cuerpos cuando se aman, Parece c......
el caso del pájaro asesinado
 
 
Nunca sabremos, nunca, Por qué razón un día Esas luces temblaron levem......
razón de lágrimas
 
 
La noche por ser triste carece de fronteras. Su sombra en rebelión com......
limbo
 
 
La plaza sola (gris el aire, Negros los árboles, la tierra Manchada po......
donde habite el olvido (i)
 
 
Donde habite el olvido, En los vastos jardines sin aurora; Donde yo só......
un español habla de su tierra
 
 
Las playas, parameras Al rubio sol durmiendo, Los oteros, las vegas En......
el indolente
 
 
Con hombres como tú el comercio sería Cosa leve y tan pura que, sin su......
si el hombre pudiera decir
 
 
Si el hombre pudiera decir lo que ama, Si el hombre pudiera levantar s......
estoy cansado
 
 
Estar cansado tiene plumas, Tiene plumas graciosas como un loro, Pluma......
soliloquio del farero
 
 
Cómo llenarte, soledad, Sino contigo misma. De niño, entre las pobres ......
como el viento
 
 
Como el viento a lo largo de la noche, Amor en pena o cuerpo solitario......
todo esto por amor
 
 
Derriban gigantes de los bosques para hacer un durmiente, derriban los......
a sus paisanos
 
 
No me queréis, lo sé, y que os molesta Cuanto escribo. ¿Os molesta? Os......
contigo
 
 
¿Mi tierra? Mi tierra eres tú. ¿Mi gente? Mi gente eres tú. El desti......
de qué país
 
 
De qué país eres tú, Dormido entre realidades como bocas sedientas, Vi......
adolescente fui
 
 
Adolescente fui en días idénticos a nubes, Cosa grácil, visible por pe......

Esta es la página 1 de un total de 2     Siguiente »»